¿La tarima flotante con o sin bisel?

958 12 29 11
¿La tarima flotante con o sin bisel?

Cuando hemos elegido el color, la madera o el sistema de instalación de la tarima flotante en Granada, todavía queda por decidir una cuestión más, que a priori puede no tener mayor relevancia, pero que es más importante de lo que en un principio puede parecer. Estamos hablando de elegir entre tarima con o sin bisel, es decir, la ranura (llamada bisel) que transcurre a lo largo o ancho de cada lama, formando un pequeño desnivel en forma de V.

Se trata de una ranura que aparentemente carece de importancia, pero todos los expertos en decoración y en Parquets Pavisuelos consideramos que las tarimas con bisel resultan mucho más elegantes en el apartado estético, ya que no solo sirven para identificar visualmente cada lama de la tarima, sino que le aportan a las tarimas un signo de lujo e identidad propia.

Sin embargo, los detractores de este tipo de tarima flotante en Granada apuntan a que las diferencias estéticas son irrelevantes con o sin bisel y que, a cambio, hay que tener más cuidado en su mantenimiento. Esto es indiscutible, por la sencilla razón de que cuando se limpie la tarima con productos líquidos y agua, hay que tener especial cuidado en que no se acumulen en el bisel.

Menos importante o incluso falso consideramos el argumento de que el bisel únicamente sirve para atraer polvo y pelusas que se quedan encalladas en el bisel, siendo además más difícil de limpiar este tipo de tarimas. Basta una sola pasada de mopas, trapos o fregonas e incluso con aspiradora, utilizando el accesorio adecuado para tal finalidad, para darnos cuenta de que este argumento no tiene razón de ser.